viernes, 28 de octubre de 2016

INSTANTES (34): Despierta

Por los días estaba bien, por momentos incluso muy bien, pero las noches... esas eran complicadas, y aun así soportaba las pesadillas... eran solo eso, pesadillas, pero los sueños hermosos eran otro cantar, podían conmigo, en éstos todo era como antes, y al despertar, ese instante mataba... ese segundo en el que te volvías a dar cuenta de que ella ya no estaba.


lunes, 24 de octubre de 2016

INSTANTES (33): Facetagram

Estaba harto de likes, de estrellitas, de ver el mundo a través de una pantalla, de fotos en espejos que buscaban traspasar fronteras, de contar que había comido y hacer un puzzle con ésta para que la simetría de una imagen me subiera el ego a través de una aplicación y gente que no conocía. Estaba cansado de un mundo irreal... o quizá demasiado real a día de hoy. Quería salir fuera, abrir la puerta y mirar con los ojos realmente abiertos, estaba decidido, y por eso, tras escribir esto, le di a publicar.







viernes, 21 de octubre de 2016

LA HORCA

Estaba extremadamente triste, no podía más, miró a su alrededor y no tenía ni lo más mínimo, la más absolutamente nada, vio una cuerda y lo tuvo claro, la utilizaría para acabar con todo de una vez, no podía seguir aquí más. Tenía solo un problema, era tal la carencia en su vida que ni tenía donde colgar la cuerda, que odisea.
Rebuscó en sus bolsillos y solo encontró una semilla que fue el último regalo de su difunto padre... quizá era un mensaje, la utilizaría para platarla, y que de ahí fuera creciendo el arbol en el cual se ahorcaría, ese sería el sentido de lo que le quedara de vida.
Y así hizo, plantó la semilla y la regó, día tras día, eso sería su triste existencia, ver como crecía lentamente el árbol que le daría el final a su vida. Sentado frente a él, sus ojos clavados, observando cada milimetro de cambio, hasta que un día éste creció, era fuerte, era robusto, estaba preparado para hacer su función.
Colocó la cuerda y lo miró, una lagrima brotó, sintió algo que hacía demasiado que no sentía en su interior... cómo irse? tenía algo... formaba parte de algo, quitó la cuerda, se sentó... siguió mirando al árbol con una única diferencia... de su boca ahora una sonrisa apareció.







martes, 11 de octubre de 2016

SITUACIÓN EXTREMA

El mundo había llegado a su caos más absoluto, la abundante información sobre violencia había llegado a perturbar de tal forma nuestras mentes que ya no sabían discernir entre ésta, simplemente era normal. El hambre no era nada, la guerra era un pasatiempo, el odio era el pan de cada día. Un grupo de rebeldes entre los que se encontraban varios sabios a base de mucho trabajo consiguieron cambiar la situación, ante un mal extremo se requería una solución igual de extrema, y persona a persona, minuto a minuto fueron llevando la situación de violencia extrema, de falta de sensibilidad a la de amor absoluto, solo así no se volvería a la situación anterior. Ecuaciones imposibles de entender consiguieron llevar a que la raza humana pasara a ser una raza de amor en cada una de sus acciones, no había nada distinto a este bello sentimiento, si Dios existía debía ser esto lo que podría querer, la perfección hecha amor.
Pero un día paso algo que llamo la atención, algo esporádico pero a tener demasiado en cuenta, un hombre le dijo a una mujer a la que como todos imaginamos quería con todo su ser, simplemente un te quiero, ésta le miro con bellos ojos, le tomo de la mano, y le dijo que ella también le quería, pero que no sabía discernir algo especial, que necesitaba algo más. Este caso no fue el único, fueron aumentando como una plaga, simplemente el amor estaba tan presente que pasaba a ser nada... se acostumbraban.
Los sabios le dieron muchas vueltas a la cabeza, algo especial después del amor? no había ecuación posible para superar la perfección. Sólo podían hacer una cosa, ante una situación tan extrema se requería una solución igual de extrema, y persona a persona, minuto a minuto fueron llevando la situación de amor extremo, de falta de violencia y malos sentimientos, a que estos fueran apareciendo. El mundo a cada día que pasaba se iba desmoronando pero en el camino hasta hacerlo completamente la gente volvía a valorar un te quiero, una caricia, un simple beso, hasta que esto otra vez terminara... hasta que todo se acabara.












EL ATORMENTADO

Sin rumbo fijo, la oscuridad lo llena todo en las sucias calles a las que llevo a mis pensamientos atormentados, tan solo escucho sirenas, gritos, un bella dama en peligro, un pobre chico que está asustado porque unos matones le persiguen desde tres calles más abajo... podrida ciudad, en qué te has transformado.

 Mis pensamientos me absorben, nada tiene demasiado sentido, lo tengo todo... no tengo nada, y mientras camino en esta noche sin saber donde me hallo. Busco aquello que me falta, ese vacio que no sé como llenarlo, desde fuera parezco un hombre envidiado, dentro de mi estoy destrozado, algo me falta , no sé que es , tengo que encontrarlo.

Los callejones son oscuros, creo que iré de vuelta a casa, y entonces una voz me llama; no parece amigable, me dicen que me destrozaran la cara, doy media vuelta y un puñetazo me atrapa. Aturdido en el suelo, mi mirada se fija, analiza todo lo que pasa, cuatro hombres, dos cuchillos, y muchas ganas de que no vea la luz mañana. Me ataca el primero, no espera que mis quince años de artes marciales y mi entrenamiento militar le hagan terminar con su cuerpo en un hospital una larga temporada. Los otros tres se asustan, de nada sirve que me digan que ellos no querían hacer nada, se acordaran de mí, y yo también de ellos, por fin han sacado al que tengo dentro.

En el suelo, uno hace un esfuerzo para articular palabra, la oscuridad les privó de verme la cara, me pregunta quien soy... les digo que El atormentado, que se acuerden de mí, y que si les vuelvo a ver el castigo será más despiadado.

Mi vacio desaparece, me siento pleno y reconfortado, tengo que buscar algo que me cubra la cara porque hay una bella dama en peligro, un chico que está asustado porque varios matones le persiguen desde tres calles más abajo... será la primera vez en la que hará aparición El atormentado ... la noche es joven y en las calles aun me queda mucho trabajo.







lunes, 10 de octubre de 2016

INSTANTES (32): Pase lo que pase

Veía todo cuesta arriba, por eso se puso Rocky IV. Ver a Rocky acabar con ese gigante ruso le hacía recordar que no había nada que no se pudiera tumbar con esfuerzo y perserverancia. Si las circunstancias querían tumbarle tenían que estar dispuestas a matarle, pero para eso tenían que estar dispuestas a morir también. Él seguiría en el cuadrilatero pase lo que pase.

sábado, 8 de octubre de 2016

INSTANTES (31): El gran Split

Sentada viendo la tele, como muchos otros días... pero no es otro día. Veo a un tipo viejo, rondará los ochenta años, pero sus piernas parecen ser las de uno de veinte, se abren de forma artística y su nombre suena mientras un sin fin de recuerdos me vienen una vez más, JEAN CLAUDE VAN DAMME. En realidad me dió igual siempre... pero él no siempre me dio igual y sonrio preguntándome que habrá sido de su vida, sabiendo que da igual el tiempo que haya pasado... que aun verá las pelis de Van Damme... con cierta pena pensando que yo no las veré nunca más.