martes, 30 de agosto de 2016

INSTANTES (11) : Futuro inteligente

No se diferenciaba mucho nada de como era todo hace 25 años, los coches seguían sin volar y aun había que esperar un rato para tostar el pan, pero nos implantaron algo en el cerebro, nos volvieron más inteligentes, mucho más, y no por eso conseguiamos calcular cifras super altas ni conseguiamos super trabajos de forma facilísima, solo que cuando algo iba bien simplemente estabamos muy bien. 6 de la mañana, la miro y ahí está a mi lado, me espera un día duro, pero no me importa, ser muy listo al final solo significó pensar menos, solo en lo justo y necesario, y a diferencia de hace 25 años, ya no dudo ni un solo segundo, tan solo la miro un instante más... tan solo la amo para siempre.

viernes, 19 de agosto de 2016

INSTANTES (10): Campeón

Oeeeee oe oe, oeeee oeeeee, España por fin campeona del mundo y yo con mis amigos y sus novias celebrándolo, esto es la leche. Entonces se dice que esperemos y miremos la tele, que Iker Casillas está siendo entrevistado por su novia, la periodista que tantas críticas recibió y el muy cabrón le suelta un pedazo de beso, vaya crack. En este instante mil cosas se me pasan por la cabeza, pero no las pienso, tan solo la miro y la beso, le digo que no puedo ocultar esto, no más tiempo. Ella no dice nada, tan solo mira a su lado... a mi no me da tiempo, recibo el impacto de un tren de mercancías en forma de puño. Aun así no me arrepiento, sé que ese era el momento.







martes, 16 de agosto de 2016

Sonrisas y cartas

Regalos, sonrisas, luces. Miro a mi alrededor y no me disgusta sin duda lo que veo, es realmente bello, pero la señal aparece, y por un segundo me pierdo, tan solo un nuevo correo, como cada último año, después de tantos y tantos ya pasados. Antes de leerlo recuerdo una historia, la que tantos años ya atrás me contó mi madre, la que aquel día me hizo pensar en el amor verdadero y los caminos de la vida, y pienso que todo es parecido pero a la vez distinto, cada historia es única, y esta es mia y me sumergo en cada palabra de lo que queda de ella. Me cuenta de su vida, no niega que aun me piensa, solo que con el cabello lleno de canas. Sé que se alegra, así como yo, da igual todo, esa carta me sigue emocionando como tantas otras hubo atrás, y por un rato nada más existe, él y yo unidos a través de unas simples palabras sin que exista nada más... hay ciertas cosas que nunca cambian. Ya no me cuestiono que hubiera pasado... ya no me cuestiono que cada carta ha sido de las mejores sonrisas de cada año. Hasta el año que viene Amor.

miércoles, 10 de agosto de 2016

INSTANTES (9) : La pastilla solucionadora

Tras mucho buscarla encontró esa pastilla, la cual resolvería todos sus problemas; tantas malas noches, tanta ansiedad, tanta tristeza quedarían atrás, esa medicina o lo que fuera le llevaría a otro nivel de inteligencia y conseguiría así resolver la situación, ella volvería a él y nunca más se iría... serían felices para siempre. Mientras la pastilla hacia efecto su mirada estaba todavía más enamorada, y tras unos solos pasos ya había encontrado a quien le iba a acompañar en su viaje para siempre. Una mirada que dijo todo, el reflejo del espejo lo dejaba bien claro, "te quiero baby, más que a nada, más que a nadie".

lunes, 8 de agosto de 2016

FÁBULA: EL NARANJO

Un niño paseaba por un prado todo verde, era un lugar hermosísimo. El niño era feliz, corriendo, saltando, riendo por ese lugar, y en una de sus carreras vislumbró un árbol.

El niño fue corriendo hacia él, tenía mucha hambre, y ese árbol le podría dar ese fruto que le mitigaría esa sensación. Cuando llegó se encontró un naranjo lleno de sus respectivos frutos, pero el niño sentía la necesidad de una manzana. Era absurdo, pero el niño estaba convencido de que si se empeñaba y lo deseaba con todas sus fuerzas rebuscando encontraría dicha manzana. Después de horas de busqueda no encontró ninguna y se quedó dormido debajo de ese árbol.

El despertar no le quitó las ganas de ese fruto que parecía ilógico encontrar ahí, y siguió buscando entre todas las naranjas con idéntico resultado. Entonces el niño se dio cuenta que en ese momento no encontraría esa manzana, pero que si esperaba ese naranjo al final le proporcionaría dicho fruto en algún momento, ya que él lo deseaba muchísimo. Así pasaron los días, y no veía que apareciera ninguna manzana, mientras que su tristeza se iba haciendo cada vez mayor. Llevaba días sin comer, estaba obsesionado con esa manzana, y cada día estaba más débil.

Pasaron semanas, el niño sentía que no aguantaría mucho más, se empezaba a dar cuenta de que pretendía algo imposible pero no quería desistir, y entonces las fuerzas le fallaron y se desplomó en el suelo.
Medio aturdido sintió unos brazos que le ayudaron a levantar, era un hombre pequeño de largo cabello y abundante barba; este hombre le preguntó al niño:

- Qué le ocurre pequeño muchacho?

A lo que el niño respondió que ansiaba una manzana y no la podía conseguir.

El viejo le dijo "da unos pasos a la derecha para que el tronco de ese árbol no te moleste a la hora de mirar"

El niño le hizo caso, y sin ese tronco que le tapaba la visibilidad de todo lo que el prado le podía ofrecer, vio otro árbol al fondo, y este era un manzano lleno de apetitosos frutos. El niño sonrió, fue corriendo hacia el manzano, y a mitad de camino se paró, giró la cabeza y se dijo, creo que prefiero una naranja.

                                               

jueves, 10 de diciembre de 2015

MI FUERZA... MI MOTIVACIÓN

Despierto y no me hace falta mirar a mi alrededor, lo tengo todo visto... demasiado visto, las cadenas me sujetan pero no me importa... ya no.
 Escucho sus voces, y río, pero no como un loco, sino como el más cuerdo de los que ahí estamos. Y por fin vienen, y la sangre de mi boca me dice que ya me han vuelto a golpear, pero no siento dolor... soy demasiado fuerte para sentirlo.
 Me dicen que hable de una vez o que no volveré a hacerlo nunca más; "Estúpidos, no lo haré jamás" es mi única respuesta, mi dinero no lo obtendrán ni nada de mí por mucho que lo intenten ya.
Y entonces viene ella y todo se desmorona, y su beso si me duele, mucho más que los golpes que he recibido en ese mismo sitio minutos antes, y mi cara le dice que no entiende absolutamente nada, pero está claro que entiendo todo.
Ella era mi fuerza, por ella no hablaría jamás, ella estaría así a salvo, daría igual lo que me hicieran, no la podrían conmigo relacionar, sin mi ella sería libre por siempre, con todo lo mio, no había oportunidad para que nadie la pudiera cazar.
Pero ahí está y yo no puedo hacer nada más que mirarla otra vez, antes de que todo acabe, de que ella lo acabe, y con ella allí nada me detiene, hablaré... hablaré y cantaré todo , absolutamente todo. Me da ese último beso, y vaya beso, y río como hace un rato, triste y contento; sólo digo "este es el momento".
 Entran por todos los sitios, cientos, algunos se resisten pero no hay remedio, de una forma u otra es como si ya estuvieran muertos, les puse todo fácil, porque soy el mejor en esto. Ella era buena, realmente buena, pero tuvo un defecto, me enamoró demasiado, y lo supo, me notó demasiado tonto y se confió y eso yo lo supe.
 Mientras mis compañeros del cuerpo me quitan las cadenas le guiño a ella un ojo; será un tiempo difícil, las tristezas de amor son jodidas, realmente jodidas, pero se dice que la mejor forma es cortar por lo sano , así que supongo esto es una despedida, y de todas formas creo que ella lo terminará llevando algo peor que yo, así que lo único que puedo decirle es lo que no hubiera querido decirle, solamente un "Adiós guapa, recuerda que el tiempo todo lo cura".

miércoles, 22 de abril de 2015

INSTANTES (8)

Ella era tan fan de las películas románticas que tenía metido intrínsecamente ese momento de crisis que se vivía en cada una de ellas, parecía como si fuera algo que siempre buscara, pero no calculó algo muy importante, las películas favoritas de él eran las de Rambo... le encantaba la guerra.